¿Por qué Lana del Rey no debería hacer un ‘Born to Die’ 2.0?

Nuestro colaborador Javier Silvestre reflexiona sobre lo que muchos fans esperan de Lana del Rey.

0

Nuevo single de Lana del Rey

Por Javier Silvestre

Hace muy poco Lana del Rey publicaba ‘Love’, una nueva canción que, aparentemente, es el single principal de un próximo disco que debería llegar a lo largo de este año. Las expectativas son altas y el público no deja de hacer conjeturas respecto al sonido que representará su próximo álbum, que será el cuarto de estudio después de ‘Born to Die’ (y el EP que se editó posteriormente de forma independiente, así como conjuntamente en una reedición de su primer disco), ‘Ultraviolence’ y ‘Honeymoon’.

Mientras que su opera prima gozó de un enorme éxito que la llevó de ser una completa desconocida a convertirse en toda una superventas, llegando a despachar varios millones de copias de su debut, las cifras no fueron tan altas con sus sucesores y muchos de sus primeros fans piden desde entonces que Lana vuelva al sonido más hollywoodiense de ‘Born to Die’. De ahí que nos planteemos la cuestión de si con el próximo disco nuestra querida Lizzy Grant hará caso a estos fans o explorará nuevas rutas.

De primeras, el single ‘Love’ tiene mucho de ‘Born to Die’. Si escuchamos atentamente, su producción tiene muchas características en común con grandes canciones de dicho álbum, como por ejemplo la que le da título. Eso sí, contiene un toque más lánguido, oscuro e incluso en el que hace protagonista a la violencia (en ocasiones, parece que suena el gatillo de una pistola) que me recuerda bastante a la era ‘Ultraviolence’. Además, como apreciación personal, me fascina el contraste de esa producción tan oscura con esas sonrisas que nos regala en el vídeo de la canción.

 

 

Aunque muchos dicen que del Rey quiere recuperar el sonido de su debut (y, con él, el éxito masivo), yo no estoy tan seguro de ello. Es más, lo veo incluso innecesario por varios motivos. En primer lugar, ya tenemos un ‘Born to Die’ y no necesitamos otro. Las comparaciones son odiosas y estoy seguro de que la misma Lana es consciente de que si hace otro disco de las mismas características, esta etapa va a ser un completo fiasco porque es extremadamente difícil que supere a ese álbum. Sinceramente, creo que parte del encanto de aquel álbum residía en que era el primer material oficial que el público conocía. No obstante, no pretendo quitarle mérito y, es más, a día de hoy sigo escuchando ese disco con la misma pasión que en 2012. ‘Born to Die’ fue un disco redondo en el que se mezclaban ritmos y melodías de una forma muy cohesiva. No obstante, he de decir que, a partir de entonces hay algo que echo bastante de menos; se trata de esas canciones más up-tempo y trip-hop como ‘Off to the Races’ o ‘Diet Mountain Dew’.

Dicho esto, otro motivo por el que creo que Lana no va a recrear ‘Born to Die’ es porque a ella la fama y todo lo relacionado con las listas de ventas no le importa demasiado. Es más, en sus redes sociales apenas comparte actualizaciones y, de hecho, me gusta que sea una artista que esté tan metida en su propia burbuja y se muestre inaccesible, ya que eso le da el halo de misterio que su personaje requiere. Hago hincapié en estas ideas porque me parece que su música no está influenciada por el afán de vender más, sino más bien por un impulso de hacer la música que a ella le apetece. Tanto es así, que lo que observo con este ‘Love’ que acaba de lanzar es a una Lana que sigue en su línea, desarrollando un sonido propio.

 

 

Precisamente ese sonido propio la ha encumbrado hasta donde está hoy y, aunque no sea una figura de primera división al estilo de Rihanna o Taylor Swift, sí que tiene un lugar más que digno dentro del panorama del pop que se ha construido ella sola alimentando su personaje como Lana del Rey mediante letras, melodías, producciones, estéticas, etc. De hecho, todos estos elementos están tan marcados en ella que no necesita volver a hacer otro ‘Born to Die’ para recuperar esa esencia porque es algo inseparable de ella que va evolucionando con el paso del tiempo. Tanto ‘Ultraviolence’ como ‘Honeymoon’ fueron una vuelta de tuerca a lo que nos presentó con su primer disco. Es cierto que con estos dos álbumes sonaba más oscura, con unas melodías más diluidas y psicodélicas, menos comercial en definitiva, pero, sinceramente, no creo que eso haya supuesto un alejamiento. Me parece más bien que se trata de todo lo contrario, de ejercicios de explorar en qué territorios se siente más a gusto y de realizarse como artista.

Como ya he dicho, ‘Born to Die’ ya existe y nos dio un conjunto de canciones que serán imposibles de recrear. Y si las recreara a día de hoy ya nos daría igual porque el momento en el que vivimos es diferente. Es el momento de que Lana continúe su evolución y siga dándole vida a la artista que hay dentro de ella para que, mediante nuevos temas, consiga seguir avivando nuestro interés por ese mundo tan particular que ha creado a lo largo de todos estos años. Y, si al final su próximo disco se parece a ‘Born to Die’, que no sea por imitarse a sí misma, sino porque la evolución natural la haya llevado a este punto o porque le apetezca hacer un disco que utilice esos sonido y esas producciones tan originales y atrayentes.

13,60€
in stock
10 Nuevo Desde 9,31€
2 Usado Desde 10,39€
A partir de 20 enero 2020 2:55
Amazon.es
Envío gratuito

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer más